Arquitectura empresarial, un enfoque sistémico para potenciar los negocios

Arquitectura empresarial, un enfoque sistémico para potenciar los negocios

La arquitectura empresarial es un modelo integrador de la empresa, o dicho en otros términos una visión sistémica de la empresa con enfoque en la tecnología y los negocios. El principal objetivo de la arquitectura empresarial es ayudar a la organización a gestionar procesos de negocio que promuevan la implementación de estrategias de negocio. Permite integrar aplicaciones, datos y negocios. Es el arte y la ciencia de diseñar estrategias de tecnologías de información para las empresas que innoven y agreguen valor. Es la alineación estratégica entre TI y el negocio. La gestión por procesos es el centro de la arquitectura empresarial.

La arquitectura empresarial es determinante porque ayuda a la organización a optimizar los procesos que apoyan la realización de la estrategia de negocio. Algunos de sus principales aportes son:

  • Promueve el alineamiento estratégico entre las necesidades del negocio y las soluciones de TI para integrar aplicaciones, datos y negocios.
  • Permite maximizar el valor de negocio y promover la gestión por procesos (mejora continua).
  • Ayuda a mejorar los costos y la eficiencia de todos los procesos de una empresa de forma constante y sostenida.
  • Promueve la toma de decisiones estratégicas, priorizando la inversión IT para soportar los objetivos del negocio.

La arquitectura empresarial permite definir acciones de transformación desde un modelo inicial (AS-IS) hacia un modelo ideal o final (TO-BE). El centro de este modelo es la gestión por procesos de negocios, conformado por personas, procesos y tecnología. Es una labor del CEO (Chief Executive Officer) promover el desarrollo de la arquitectura empresarial en el marco de su gobierno corporativo a través del uso de frameworks mundialmente conocidos como Togaf y Zachman. La arquitectura empresarial distingue cuatro dominios:

Arquitectura del negocio: Define la estrategia de negocios y los procesos clave de la organización. Orientado a procesos BPM (Business Process Management).

Arquitectura de sistemas o aplicaciones: Permite la interacción entre los sistemas y relaciones con los procesos de negocios de la empresa.

Arquitectura de datos: Orientadas al modelamiento y diseño de base de datos.

Arquitectura tecnológica: Orientado a la infraestructura tecnológica: hardware, software y comunicaciones.

*Este post es una colaboración de Ronald Melgarejo Solís, docente de la Facultad de Ingeniería de la Universidad Privada del Norte.

Conoce más sobre sistemas y otros campos de la ingeniería ingresando a nuestra plataforma de blogs.

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas (No hay valoraciones aún)
Cargando...

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *