Siempre amigos: las mascotas reducen la mortalidad por infartos

Luego de revisar los resultados de diez estudios clínicos, la revista médica Circulation encuentra que la compañía de mascotas, en particular perros, reduce en un 25% la mortalidad por todas las causas y hasta en 31% los eventos coronarios agudos.

Siempre amigos: las mascotas reducen la mortalidad por infartos

Nuestro director nacional de la Facultad de Salud, sus hijos y Winston en un día de playa. Estudios prueban que las mascotas proporcionan grandes beneficios para la salud.

Quienes hemos tenido la dicha de tener una mascota en algún momento de nuestra vida sabemos la felicidad que traen a nuestros hogares y como se convierten en parte importante de nuestra familia. En mi caso, a pesar de ya no estar fisicamente con nosotros aún sentimos la presencia de Winston Churchill -nuestro engreído bulldog inglés- en cada rincón de la casa y siempre encontramos un motivo para recordar sus travesuras.

Sin embargo, lo que no muchos sabíamos era el enorme beneficio que pueden traer a nuestra salud, bienestar y sobrevivencia. Un reciente meta análisis publicado en la prestigiosa revista médica Circulation, que revisó sistemáticamente los resultados de 10 estudios clínicos publicados en la literatura científica entre 1950 y el 2019 con la participación de casi 4 millones de individuos y un seguimiento promedio de 10 años, da cuenta de una reducción del 25% en la mortalidad por todas las causas entre las personas que tenían perros en comparación con aquellas que no los tenían.

Este efecto beneficioso es aún mayor cuando analizamos la mortalidad por causas cardiovasculares (infartos) donde la reducción de la mortalidad llega al 31%, particularmente entre aquellas personas que ya habían tenido algún evento coronario agudo (reducción del 60%).

Siempre amigos: las mascotas reducen la mortalidad por infartos

Los beneficios de tener un perro son mayores en el caso de los infartos: los reducen hasta en un 30%.

Estos resultados podrían guardar relación con otros estudios donde se encontró que las personas que tienen perros tienen menores niveles de presión arterial, cifras más bajas de colesterol en la sangre y una menor respuesta hormonal (descarga de adrenalina y cortisol) frente al estrés.

Por esta razón, los autores sugieren que una posible explicación de estos hallazgos podría ser que las personas que tienen perros realizan mayor actividad física (caminatas con la mascota) lo que reduciría el riesgo de enfermedad cardiovascular. Estos resultados servirán de base para futuros estudios sobre estilos de vida saludables, de manera tal que no será extraño que muy pronto los médicos, además de recomendar a nuestros pacientes una dieta sana, actividad física regular, no fumar y tomar alcohol con moderación, recomendemos tener un Winston en casa.

Conoce sobre más sobre bienestar, cuidados cardiovasculares y otros temas de salud ingresando a nuestra plataforma de blogs.

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas (No hay valoraciones aún)
Cargando...

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *