Todo lo que debes saber sobre la inflación: causas y consecuencias

Por mucho tiempo la inflación fue un tema que solo economistas especializados en todo el mundo conocían. Sin embargo, los conceptos económicos deben ser de dominio de todos los ciudadanos de un país. Es así que el siglo pasado, en especial en los años 80, la inflación impactó de gran manera en Latinoamérica. Tal es el caso de Perú, que atravesó por una hiperinflación.

Debemos tener en cuenta que la inflación siempre estará presente en las economías, pero de acuerdo a una política monetaria adecuada, puede ser manejada.

“La inflación ocurre cuando sube el nivel general de precios. En la actualidad se calcula mediante índices de precios, promedios ponderados de los precios de miles de productos individuales. El índice de precios al consumidor (IPC) mide el costo de una canasta de bienes y servicios de consumo a precios de mercado, en relación con el costo de dicha canasta en un año base dado. El deflactor del PIB es el precio de todos los diferentes componentes del PIB. La tasa de inflación es el cambio porcentual en el nivel de precios: Tasa de inflación en el año t = 100 x (Pt – Pt-1) / Pt-1” (Samuelson, P., 2010, p. 632)

¿Cuáles son las causas de la inflación y tipos?

Las causas de la inflación podrían ser de dos tipos: externas e internas. 

Cuando hablamos de motivos externos, nos referimos a casos como el contexto actual, como el comportamiento de la economía norteamericana, que presenta una inflación y desempleo creciente. También el alza de precios de petróleo crudo o el conflicto armado entre Rusia y Ucrania.

En las causas internas, tenemos el mal manejo económico por parte de los gobiernos y la inestabilidad política, que se traduce en enfrentamientos entre los poderes ejecutivo y legislativo, tal como sucede en Perú, que ya se ha visto afectado con el alza de los precios del combustible y alimentos, además de conflictos sociales en diversas ciudades.

¿Qué medidas tomar al respecto? Debemos realizar acciones de protección ante la pérdida del valor de compra de la moneda. Es recomendable no dejar los ahorros en cuestas de entidades financieras que ofrezcan intereses por debajo del índice de inflación (8% anual en la actualidad).

Tampoco se recomienda entrar al mundo especulativo de la compra y venta de dólares, debido a su vulnerabilidad internacional, lo que repercute de alguna manera en el contexto nacional y que, aunado a la coyuntura política, lo convierte en un negocio de riesgo. 

Como vemos, existen varias acciones por tomar frente a la inflación. Al respecto, las reacciones de los empresarios son diversas y se recomienda que adquieran materia prima e insumos de manera calculada para evitar desbalances económicos a futuro, así como evitar pérdidas en puestos laborales, que a su vez generan paralización en los centros de trabajo, algo que se refleja de manera negativa en los indicadores macroeconómicos o el PBI. 

Consecuencias de la inflación

La consecuencia más palpable de la inflación es la pérdida de poder adquisitivo de la moneda, problema que se traslada a las familias, al no poder realizar el pago de bienes y servicios con la misma cantidad de dinero con la que previamente lo hacían.

Y tal como ocurrió en el Perú de los años 80, con el primer gobierno de Alan García, la sociedad en su conjunto mostrará su malestar ante situaciones similares. 

Debemos resaltar, en la parte técnica, que la inflación se mide con el Índice de Precios al Consumidor (IPC). Este trabajo en el Perú lo realiza el Instituto Nacional de Estadística e Informática.

“En el mes de mayo 2022, el Índice de Precios al Consumidor a nivel Nacional aumentó en 0,36%, acumulando en los cinco meses del año un alza de 3,53%; en tanto que, el Índice de Precios al Consumidor de Lima Metropolitana, en el presente mes aumentó en 0,38%, registrando en el periodo enero – mayo una variación acumulada de 3,21%. La tasa anual, correspondiente a los últimos doce meses, muestra una variación de 8,78% para el indicador Nacional y de 8,09% para el de Lima Metropolitana” (INEI, 2022, p.1)

Lo indicado por el INEI, en su último boletín técnico de mayo del presente año, manifiesta la realidad de la inflación alcanzando el valor de 8,78 % a nivel nacional.

Se debe recordar que se tiene la siguiente clasificación de inflación:

  • Moderada, cuando el índice de precios alcanza un acumulado anual con un dígito (0 a 9%).
  • Galopande, cuando se indica en dos dígitos (10 a 99%)
  • Hiperinflación, de 3 a más dígitos.

Podríamos referir algunos casos de inflación, como leve o moderada el de Perú que estuvo por muchos años en el rango meta dispuesto por el Banco Central de Reserva, entre 1 y 3% e inclusive el 8% actual. En cambio una inflación galopante sería la que tiene Argentina en el presente con 55%; mientras que Venezuela presenta un serio caso de hiperinflación con un millón porcentual.

¿Cómo frenar la inflación?

Para tener idea de cómo frenar la inflación debemos tener en cuenta el papel que cumplen los bancos centrales del mundo, como la Reserva Federal norteamericana, el Banco Central Europeo o el Banco Central de Reserva del Perú (BCRP), que vela por la estabilidad monetaria y, ante situaciones de inflación, sigue una política monetaria adecuada.

Por ejemplo, al aplicar una política de corte restrictiva, disminuyendo la masa monetaria presente en el mercado en un eventual caso de abundancia de billetes y monedas y poca oferta de bienes y servicios, el BCRP incrementaría la tasa de referencia en el sistema financiero, haciendo que las entidades bancarias incrementan sus tasas de operaciones. Así, los clientes pensarán dos veces antes de efectuar una compra vía tarjeta de crédito ya que dicha adquisición saldría mucho más costosa que si la adquiere al contado. 

*Este post es una colaboración del Magíster César Augusto Acosta Cashú, docente de la Universidad Privada del Norte.

 

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas (2 valoraciones, promedio: 3,00 de 3)
Cargando...