CADE Universitario 2013: Una experiencia única e inigualable

Hace unos días,  se realizó el CADE Universitario, evento organizado por IPAE Acción Empresarial y reunió a más de 650 jóvenes destacados de todo el país.  Durante el evento se realizaron conferencias de expertos, talleres para el desarrollo de competencias personales, la elaboración de un proyecto en equipos de trabajo, almuerzos con empresarios y lo más importante, la oportunidad de interactuar con jóvenes de todas partes del Perú y de distintas realidades.

Cinco estudiantes representaron a UPNorte en esta edición del CADE Universitario y en este post nos cuentan cómo vivieron estos cuatro días.

upnorte_cade   .Raider Quiroz Gamboa, estudiante de Ingeniería Civil – UPNorte Cajamarca

«Al participar del CADE Universitario 2013 conocí personas de la sierra, costa y selva con las que intercambié experiencias, conocimientos, metas, culturas y sobretodo, ideas, que a pesar de surgir de diferentes realidades, todas apuntaban hacia un mismo objetivo: conseguir un Perú desarrollado, en el que su base sean los valores para eliminar la delincuencia, la corrupción y otros males sociales con los cuales convivimos. Aprendí que el cambio inicia con el compromiso de cada uno de nosotros y desde hoy estoy comprometido con mi hogar, mi sociedad, mi universidad, mi ciudad, mi país y sobretodo, con el respeto las reglas, para conseguir el Perú tan anhelado por muchos. ¿Y tú te sumas al cambio?«

.Diana Liz Antinori Uceda, estudiante de Derecho y Ciencias Políticas – UPNorte Cajamarca

«Mi participación en el CADE Universitario 2013 ha sido, sin duda, una experiencia muy gratificante, he tenido la gran oportunidad de intercambiar ideas con jóvenes líderes de todo el país. Juntos hemos reflexionado acerca de nuestra realidad, y la gran responsabilidad que tenemos de contribuir al desarrollo, tan anhelado por todos. Ha sido una experiencia renovadora, que me ha permitido re-definir mis metas, salir de la caja y creer más en mi país y en su potencial. Participé de conferencias, talleres y grupos de trabajo, que en un periodo de tiempo relativamente corto, lograron calar muy profundamente en mí. Tuve la oportunidad de colaborar y representar a un grupo de trabajo muy rico en diversidad cultural e ideológica, logrando destacar como grupo y llegar a la final del desafío CADE, dejando muy en alto el nombre de UPN y en especial de Cajamarca. Puedo afirmar que han sido 4 días que simbolizan el inicio de una nueva perspectiva de vida para mí, y que deseo replicar en mi comunidad académica y en mi región.«

.Tiffany Li Lu, estudiante de Ciencias de la Comunicación – UPNorte Trujillo

«Más allá de ser una experiencia de aprendizaje, el CADE Universitario fue una experiencia de vida. Aprendía a convivir con personas completamente desconocidas y diferentes. Conocí realidades e ideologías distintas a las mías, pero a pesar de todo eso, simplemente encajamos. Aprendí que cuando uno se lo propone, 650 mentes pueden llegar a moverse por y para el país, por generar un cambio. Entendí que el país necesita que sigamos las reglas para seguir adelante, para que el 12% de peruanos que no creen en nuestra justicia; para que dejemos la “criollada” de lado y empecemos a construir un país en base a las reglas.

El CADE me enseñó que debemos involucrarnos, que como los 650 que estuvimos ahí, deben haber millones que creen que el Perú da para más, que creen que se puede hacer una política buena y sin corrupción, que creen que la educación debe y puede cambiar y, sobre todo, que el cambio debe empezar por nosotros.

Sí se puede sacar el país adelante, pero así como tenemos ganas, debemos tener respeto por las leyes y las instituciones. Y si en algo no estamos de acuerdo, debemos sancionarlo, hacerle saber a nuestras autoridades qué es lo que están haciendo mal, qué es lo que sentimos y creemos que necesita nuestro país. Debemos, también, saber escuchar a los demás “porque de la escucha llegan voces que se convierten en acciones” (Jorge Muñoz, alcalde de Miraflores) y esas acciones son las que pueden y movilizarán al país.«

.Arlé Grissell Tirado León, estudiante de Psicología  UPNorte Trujillo

«Tan sólo bastaron cuatro días de vivencia en el CADE Universitario 2013 para unirnos en  un mismo objetivo con estudiantes universitarios de todo el Perú.

Esta experiencia significó para mí un aprendizaje más que una competencia, una nueva forma de ver la realidad en nuestro país y tomar la determinación de hacer algo por él, además de generar nuevas amistades con los mismos ideales. Estas ideas fueron generadas mediante el trabajo en equipo durante el desafío CADE,  el objetivo no era hacer cosas extraordinarias, sino innovar en una forma de concientizar a las personas más cercanas a nosotros sobre alguna problemática, la más necesaria de resolver para nosotros, para generar una cadena que trascienda y con el tiempo se genere un cambio mayor.

Ante todo lo vivido y aprendido, pienso que la pregunta que debemos plantearnos es: ¿Qué puedo hacer yo para que nuestro estado sea más consciente y coherente, y que por ende nuestras instituciones también lo sean? Una respuesta quizá sea promoviendo que más jóvenes participen en la toma de decisiones; en fin; no podemos dejar al mudo igual como lo encontramos, sino dar más y lo mejor de cada uno de nosotros, porque  las cosas se logran juntos. Finalizo con esta frase “la riqueza personal que genera trabajar juntos por un objetivo común es invalorable«.

.Gabriel Fernando Hernández Malca, estudiante de Psicología – UPNorte Trujillo

«La experiencia en el CADE fue única y sorprendente, aprendí cosas nuevas y me atreví a otras alimentado por el espíritu cadeísta. El CADE es una de esas oportunidades que se presentan sólo una vez en la vida, me abrió los ojos frente a la realidad, rompió la burbuja y dio lugar al compromiso de cambio. El día a día en el CADE estuvo llena de experiencias dignas de compartir: los camarotes, el despertar con el sonido de las trompetas, el bañarse con agua helada a primera hora, madrugar para culminar proyectos y vivir frente al mar.

Conocer las situaciones que cada uno vivió para llegar a formar parte del CADE fue entender que las realidades del país son distintas; sin embargo,  todos somos jóvenes líderes con ideas de cambio y comprometidos para fomentar el objetivo que en esta oportunidad es fomentar la institucionalidad. Existió el trabajo en equipo para sembrar esa conciencia de hacer las cosas bien para llegar al verdadero desarrollo como personas, como profesionales y como país.

Líderes políticos, de comunicación, del emprendimiento, de la educación, de la economía, del cambio y de la institucionalidad se mezclaron entre nosotros. Ellos nos transmitieron la pauta frente a frente y en las redes sociales de lo que significa estar en el CADE, sin duda la mejor lección que nos dieron fue que no se trata de ganar o perder, se trata de ganar y aprender, dándonos la sensación de esperanza y que nuestra primera arma somos nosotros con nuestra rebeldía«.

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas (No hay valoraciones aún)
Cargando...

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *