Ingeniería empresarial, respondiendo a las tendencias globales

La dinámica de los mercados  y las tendencias globales tienen definitivamente un gran impacto en las empresas y por ende en la manera como éstas se deben direccionar y gestionar. Razón suficiente, para en un mirar retrospectivo encontrar quienes a nivel de formación superior están respondiendo al llamado global.

upn_blog_ingenieria_empresarial

En ese sentido, la visión del Perú está cambiando. Un ejemplo es el CONCYTEC, que ofrece becas de formación profesional y a nivel de postgrado en carreras profesionales que generen mejoras en el sector productivo. Pero no solo en el sector público se puede apreciar este nuevo enfoque, sino también en el sector privado. Tal es así, que universidades privadas conscientes de que la formación en sus claustros debe ser prospectiva y no reactiva, iniciaron pocos años atrás a ofrecer carreras profesionales de futuro  (hoy son una realidad) que están respondiendo al requerimiento, tales como la ingeniería energética, ingeniería de diseño naval e ingeniería empresarial.

De las ingenierías mencionadas, la que está logrando un mayor y mejor posicionamiento entre las empresas es la ingeniería empresarial. ¿Y qué es?, ¿qué hace la ingeniería empresarial?

La ingeniería empresarial forma profesionales que diseñan procesos logísticos u organizativos, que elaboran estrategias de integración al interno de la empresa y de comunicación fuera de ella, es más, “politiza” a las empresas hacia el trabajo en colaboración y en redes. Sí, la ingeniería empresarial es para quienes aman la innovación por sobre todas las cosas, para quienes buscan aplicar el conocimiento de la ciencia y las diferentes técnicas en el diseño de soluciones útiles y viables a los problemas en sistemas productivos, de comercialización, de talento humano, de generación de redes de trabajo, etc.

No se puede negar que se dice, que la ingeniería empresarial “no tiene peso”, o que “no tienen un colegio profesional” y cosas símiles. Comentarios absurdos, si consideramos a colegios profesionales que siguen colegiando a profesionales cuya demanda laboral está saturada (tal como lo demuestran investigaciones publicadas en diarios y programas de televisión). La ingeniería empresarial, a diferencia de otras ingenierías, tiene un conocimiento más profundo de técnicas de decisión y de estrategias empresariales cuantitativas.

La ingeniería empresarial se adapta a cualquier tipo de empresa de cualquier sector industrial, sean grande o pequeña, y esto se debe a la formación que tienen no es exclusividad de una industria en particular porque es una formación gerencial y la gestión no depende del sector industrial, porque cualquier empresa tiene necesidad de ser gestionada, claro está, con sus particularidades y peculiaridades.

El potencial que tiene la ingeniería empresarial no viene aprovechado (especialmente) por la PyMEs, quienes en su mayoría se caracterizan por no tener una cultura empresarial sólida y adecuada para competir al ritmo de la dinámica de los mercados. Es en esta profesión que las pequeñas y micro empresas pueden cimentar su presencia en los mercados, al contar con una visión estratégica, una cultura de datos e información, que permita tomar decisiones que la lleven a crecer (no hay otro camino: las empresas crecen o desaparecen).

La ingeniería empresarial viene siendo y será el motor de cambio de las empresas, y en el marco de la globalización, de mercados y redes internacionales, de producción o comercialización lean, llega a ser una necesidad para todas las empresas que buscan el salto de calidad y ambicionan ser competitivos y afrontar de “tú a tú” los retos del mercado.

*Este post es una colaboración de Max Arroyo docente de la Facultad de Ingeniería de la Universidad Privada del Norte.

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas (1 valoraciones, promedio: 3,00 de 3)
Cargando...

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *