¿Cómo afrontar la frustración y el estrés en el contexto de la pandemia?

Experto compartió las claves para hacer frente al estrés y la frustración ante el nuevo escenario laboral provocado por la pandemia.

estrés

Ponente recomendó encaminar de manera positiva los retos y problemas que surgen en el trabajo para evitar afecciones mentales. (Foto: eleconomista.com.mx)

¿Es posible que la frustración y el estrés tengan un lado positivo? Piero Zaldívar, docente, investigador y coach en programas de empleabilidad, explicó cómo asumir estas probables situaciones durante la charla “Frustración y estrés laboral en épocas de pandemia”, evento organizado por Empléate UPN.

El ponente sostuvo que frente a los infinitos problemas que existen debemos tener una buena actitud. “Nos enfrentamos a cambios constantes en nuestro entorno, trabajo o economía debido a que la pandemia se ha convertido en parte de nosotros; sin embargo, debemos ver las cosas positivamente”, expresó.

Indicó que a pesar de desenvolvernos en entornos retadores que algunas veces nos generan problemas y nos conllevan a la frustración, debemos saber dirigirlos y entenderlos mostrando una actitud positiva debido a que esto relaciona con las emociones, lo que evitará afecciones a nuestra salud mental.

«Nos enfrentamos a cambios constantes en nuestro entorno de trabajo debido a la pandemia; sin embargo, debemos ver las cosas positivamente»

Agregó que el estrés es otro problema que afecta a la población, ya sea en el ámbito laboral o familiar y a menudo también se relaciona con las emociones. “Pero debemos direccionarlo para que sea positivo, entendiendo que existen dos tipos de estrés: eustrés (ampliamos el panorama y vemos el lado positivo) y distrés (todo lo vemos negativo). Entonces alimentemos la primera para aumentar nuestra capacidad de rendimiento y resistencia, agudizar nuestro pensamiento, llenarnos de energía e incrementar las defensas del cuerpo, entre otros beneficios. Si alimentamos la segunda ocurrirá todo lo contrario”, aseveró.

Asimismo, destacó tres dominios asociados que debemos potenciar: 1) el desarrollo cognitivo (conocimiento, aprendizaje, recreación o búsqueda de nueva información), 2) el desarrollo físico (una buena alimentación y salud), y 3) el desarrollo psicosocial (interacción con los demás).

Por último, el experto manifestó “la solución la tienes en tus manos”, en referencia a que depende de cada uno de nosotros encontrar una solución a los nuevos problemas. “Sin miedo al éxito en la salud, trabajo y familia siempre lograrás lo que te propones y seguirás adelante”, concluyó.

*Este post es una colaboración de Stephany Mego Salgado, consejera del área de Empleabilidad de la Universidad Privada del Norte.

Conoce más sobre las actividades de Empléate UPN ingresando a nuestra plataforma de blogs.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando...

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *