La necesidad de crecer con planificación

arquitectura urbanismo y planificación

Para una mejor planificación concertada de las ciudades, el Ministerio de Vivienda, Construcción y Saneamiento (MVCS) alista un proyecto de ley que crea el Sistema Nacional de Desarrollo Urbano Sostenible, señaló el viceministro de Vivienda y Urbanismo, Ricardo Vidal. Tal la síntesis de una noticia publicada hace pocos días.

Y nos da mucha satisfacción comprobar que, algo en lo que veníamos insistiendo desde hace tiempo con varios artículos, se comience a convertir en realidad. Al menos en parte.

Se trata de la propuesta del ministerio en mención de relanzar nuevamente el Instituto Nacional de Desarrollo Urbano Sostenible (Inadus), que contará con los aportes de Lincoln Institute, cuyo equipo de expertos se encuentra en Lima.

Dice la propuesta que “el Inadus se encargará de capacitar y fortalecer a las municipalidades del país para la aprobación de sus instrumentos de gestión urbanística”.

Es buena esta propuesta pero limitada.

Al mismo tiempo se debería de fortalecer al Ministerio para que proponga leyes que regulen el crecimiento de ciudades y el ordenamiento del territorio. Consideramos que el Ministerio de Vivienda, Construcción y Saneamiento, al tiempo que impulsa el Inadus, debería de proponer las leyes de ordenamiento territorial y el marco jurídico que normen el desarrollo vinculante de los planes y programas con la sociedad, de modo de poder contar con planes parciales, o de detalle, con proyectos urbanos y actuaciones que se desprenden de un plan general. Para tener congruencia y un desarrollo ordenado. Y para que no sigan apareciendo by passes y otras obras suntuarias que solamente benefician al automóvil y se olvidan de los ciudadanos de a pie.

En nuestra propuesta también concentraría la programación de las obras públicas, es decir, las infraestructuras, equipamientos urbanos y servicios, necesarios para acompañar dicho desarrollo en el accionar con las municipalidades de manera concertada.

Es claro que establecer las competencias de planificación urbana y regional que permita contar con los instrumentos de planificación es un gran avance. Esperemos pues a conocer dicha propuesta de ley y unámonos a este esfuerzo que esperamos no sea tardío.

En este tiempo de elecciones, los candidatos deberían dejar clara su postura y comprometerse a respetar este tipo de iniciativas e incluso sumarse y establecer sus propias propuestas que ordenen definitivamente las ciudades, comenzando no solamente con Lima, sino con todas las ciudades que están tendiendo a ser ciudades medias* en el Perú.

*Ciudades de más de 500,000 habitantes.

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas (1 valoraciones, promedio: 3,00 de 3)
Cargando...

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *